Enlace

Las cicatrices pueden convertirse en planas, libres y poco visibles o bien pueden convertirse en duras, abultadas y de un color rosado o muy diferente al de la piel de origen. Estas últimas son las cicatrices queloides. Este tipo de cicatriz puede dar varios problemas:

 – Restricción de la movilidad de la zona afectada

– Dolor e hipersensibilidad de la zona

– Alteraciones motoras y sensitivas de la zona afectada.

– Bloqueo de la circulación energética de los meridianos.

Para quienes no sepan qué es un meridiano podríamos definirlo como un canal por dónde circula la energía de cada persona. Actualmente, hay pruebas de imagen y estudios científicos que demuestran la existencia de los puntos de acupuntura y sus canales o meridianos; ya que dichos puntos son zonas por donde la electricidad circula con más facilidad. Hoy en día contamos con dispositivos que pueden medir este fenómeno.

Los meridianos siguen un trayecto predominantemente longitudinal. Si en su trayecto se encuentran con una cicatriz anormal (como es el caso de la cicatriz queloide) esto da lugar a alteraciones energéticas que se perciben como síntomas que el paciente no había tenido con anterioridad.

A continuación, algunos tipos de cicatrices y sus correspondientes síntomas asociados:

– Cicatriz por cesárea: dolor lumbar, frío en la zona lumbar, dolor abdominal…

– Cicatriz por intervención quirúrgica de rodilla: dolor y quemazón en la zona que no remite con ningún tratamiento y que suele empeorar sin causa aparente, dolor en el muslo (zona del cuádriceps), cambios de temperatura en la extremidad respecto a la otra.

La sintomatología es muy variada en función de la zona afectada y de la dirección de la cicatriz. No tendrá la misma afectación una cicatriz longitudinal (sigue el trayecto del meridiano y es probable que solo afecte a uno) que una transversal (afectará posiblemente a varios). La segunda nos causará más problemas.

Mediante terapia manual, electroacupuntura y unas indicaciones terapéuticas que el paciente realiza en casa; la cicatriz queloide puede mejorar notablemente. Estéticamente se hace menos visible, se vuelve una cicatriz más móvil por lo que se eliminan las restricciones motoras de la misma.

Al liberar la cicatriz la energía vuelve a circular por el meridiano restableciendo la salud del paciente antes de su intervención.

Una sencilla aplicación de agujas rodeando la herida o úlcera, ayuda a mejorar la microcirculación de la sangre en la región afectada.

En la siguiente imagen se puede ver el cambio en el contorno de la herida de un paciente tratado en Fisioclinic con acupuntura tan sólo después de una sesión.



 

Los diferentes efectos terapéuticas de la acupuntura como medio de aplicación de la medicina tradicional china son inmensos y a la par desconocidos en el mundo occidental.

Desde Fisioclinic queremos darte a conocer otra manera de abordar la enfermedad junto a la osteopatía y fisioterapia.

Anuncios